Pagar con tarjeta en Japón

En la coyuntura económica actual, no termino de ver con buenos ojos el uso del euro para los países de la Unión Europea, si bien sí que resulta una ventaja a la hora de viajar, el tener una moneda única. Se ahorra uno tener que cambiar dinero y aguantar estoicamente el robo a mano armada de la comisión que se queda el banco.

Además al viajar es difícil calcular el dinero que pueda hacer falta y hay que tirar del lema “mejor que sobre, que no que falte”, con lo cual se acaba pagando comisión dos veces.

Igualmente, el tema de las tarjetas es peliagudo en ciertos aspectos. Yo, que intento comprar preferiblemente en comercio pequeño, mejor que en grandes cadenas, que ni son locales, ni siquiera del país, también prefiero pagar con dinero antes que con tarjeta, para ahorrarle al establecimiento de turno la comisión que, con usura recaudan los bancos.

Pero he de reconocer que en el extranjero y más en un país en el que no se usa el euro, como es Japón, es muy práctico utilizar tarjeta.

El caso es que hasta en el mercadillo al aire libre de Kobo-san en Kyoto, hay algunos puestos que aceptan el pago con tarjeta de crédito, y sin embargo, se echa de menos que no se pueda hacer lo mismo en algunos establecimientos, tipo cafeterías y kombini.

A saber:

– Kombini, los llamados establecimientos de conveniencia, abundan en Japón casi tanto o más que los propios japoneses. Son grandes cadenas que tienen puntos de venta cada pocos metros, en calles más grandes. No es raro ver en una misma manzana de calles una tienda Lawson, 7-eleven, Family Mart… De ellas, las de 7-eleven sí que aceptan el pago con tarjeta, y de las otras cadenas, algunas que son más grandes, también aceptan tarjeta.

En estos pequeños supermercados, se puede aprovechar para comprar bien barato algo para cenar o desayunar en el hotel.

Una cena comprada en el 7-eleven, al lado del hotel:

 

– También hay una serie de cafeterías que son grandes cadenas y se reparten por lugares cercanos a hoteles o puntos estratégicos para turistas. Están Café Veloce, Tully’s, Doutor, ChocoCro, Excelsior Caffé, etc… Ninguna de ellas aceptan pago con tarjeta, excepto quizás Starbucks, pero habiendo otras opciones más económicas y apetecibles, aún no lo he comprobado.

Estas cafeterías mencionadas, ofrecen para desayunar, hasta una hora determinada, unos “セット” (leído: setto), que por un módico precio incluye bebida (a elegir entre diferentes tipos de café) + bollería o sándwich.

Mi recomendación: si necesitamos chocolate (sí, el chocolate es una necesidad, es más, para mí, es producto de primera necesidad), la bollería del ChocoCro. El café con leche también está bueno, si nos gusta con mucha espuma. Para un buen café helado, en vaso grande tipo palmero, el café latte de Doutor, junto con el sándwich de huevo revuelto, son una buena manera de comenzar una dura jornada de visitas.

 

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Guía para perderse en Japón. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s